XIX Cross Puebla de la Calzada. Por fin salimos del tunel.

    Por tercera edición consecutiva  participaba en esta carrera. Me gusta porque siempre nos desplazamos la familia y echamos un buen rato. Además de que se me suele dar bien esta prueba y siempre salen buenos puestos y tiempos a pesar del buen nivel de corredores que cada año se presenta.

     En esta 19ª edición me presentaba con mucha menos confianza. Es una carrera muy rápida, de sólo 4,8 km dando tres vueltas a un circuito, que suele ser ajustada en cuanto a tiempos y posiciones por lo que te obliga a exigirte al máximo cuando estás compitiendo. Este aguante a ritmos altos es lo que me ha faltada en los últimos tiempos, aunque tengo que decir que en las últimas dos semanas de entrenamientos la tendencia ha ido cambiando a mejor a pasos agigantados.  Este era el día para demostrarme que había salido del tunel y que ya podía entrenar con la confianza de poder hacer cosas importantes.  


        En plena ola de calor, llevaba todo el día con temperaturas muy altas. Al salir de Badajoz de camino a Puebla de la Calzada un fuerte viento caliente hizo aparición presagiando lo que más tarde ocurriría: Descargó una tormenta  de rayos y agua cuando ibamos por la carretera. Esto hizo que se suavizaran las temperaturas y bajara unos cuantos grados que permitió que pudieramos correr mucho más cómodos. Aún así se sudó mucho pero la temperatura no fue la tónica que marcaría la carrera.

Antes de la carrera doy una vuelta al circuito para recordarlo junto con Fran y Ricci. Practicamente llano en su totalidad y la ventaja de la que larga recta de meta tenía pendiente favorable por si había que exigirse al final. Llega el momento de la salida y estoy bien situado, y aunque hay mucho galgo algo me dicen que las piernas hoy quieren correr.


Hago una salida lenta, muy lenta. Pese a estar casi en primera fila de salida me veo detrás de más de 50 personas. No sé que me ocurre pero no tengo manera de salir más rápido, perdiendo así segundos con atletas que luego me son imposible recuperar. Aún así no desespero pues en condiciones normales revasaré a la mayoría, por lo que me pongo a imponer mi ritmo, a lo que me van pidiendo las piernas sin fijarme en lo lejos que van unos y otro.

En la primera de las vueltas voy ganando muchas posiciones. Cuando iba a alcanzar a un corredor éste acorta subíendose a la acera en su parte más amplia(incluyendo setos, farolas, etc.) y ganándo posiciones llevándose la bronca del personal. Bochornoso que un deportista amateur, sin jugarse nada sea tan tramposo de forma tan descarada. No sé quien era, sólo que iba de amarillo.

Ahora sé que iba corriendo por debajo de 3:35 pero en carrera no quise mirar el reloj por no agobiarme con los ritmos altos. En la segunda vuelta el frente ya estaba más despejado. Iba persiguiendo a un grupo de tres o cuatro atletas y muy a lo lejos se veía ya a Fran y a Grillo. Consigo coger a este grupo y tengo confianza en que voy a dejarlos atrás pero decido quedarme ahí detrás hasta el comienzo de la última vuelta.



En el comienzo de cada vuelta la botella del puesto de avituallamiento sabía a gloria. Tragos muy pequeños para quitar la sequedad de la boca y la garganta y agua a las piernas y por encima. Esto me hacía resurgir en cada giro. Ahora ya en la tercera y última vuelta me noto fuerte, así que paso al grupo que seguía y confío en que no podrán aguantarme el ritmo. Escuchando los pasos de detrás sé que lo intentaron y alguno me aguantó un tiempo pero terminé descolgándolos.

En el tramo final, en la zona en que el camión de bombero está echando agua a los corredores (bendita agua) logro alcanzar a mi compañero Fran, que aprieta para seguir mi ritmo. Ya está casi todo hecho, estoy satisfecho con lo que estoy consiguiendo, que es principalmente aguantar ritmos altos. En los metros finales voy controlando a los que vienen detrás aunque es ya dificil que me alcancen pero se confundían con los doblados y no terminaba de verlo claro. Finalmente entramos Fran y yo juntos a meta con un tiempo de 17:33 los 4,8 kms, ritmo medio de 3:35 min/km. Han sido 29 segundo más que el año pasado pero en 2016 tuve continuidad y no tuve bajón físico primaveral, mientras que ahora he tenido que empezar prácticamente desde 0, por lo que estoy muy satisfecho.

8º de la clasificación general y 1º de veteranos B. Esta es la clasificación general. Adios a la alergia, adiós al penar, y también adios a la excusa de la alergia. Ya no hay nada que me impida correr de forma decente y toca entrenar duro para estar a un buen nivel. Porque aunque dicen que el verano es para descansar y disfrutar, ya sabemos que el personal no para y no afloja, porque lo que no vale dormirse en los laureles si después queremos dar guerra en carrera.


Leer más...

Lo siento... pero yo soy competitivo

    En pleno auge de esto de correr, yo me resisto a ponerle el nombre de running a calzarse unas zapatillas y salir a "patear" las calles, parques, pistas o campo. Nos empeñamos en ponerle un nombre nuevo a algo que existe desde hace muchísimos años. Sí, salir a correr se llama, de siempre, atletismo

Leer más...

Carrera por la Plena Inclusión. Hacía falta explosividad y no la tenemos.

Segundo domingo consecutivo compitiendo, la causa lo requería por la cercanía con la organización. Tratándose de una carrera de 6 kms era asequible para mi estado de forma actual, aúnque siendo una carrera corta también sabía que requeriría de cierta explosividad, y eso sí es algo de lo que carezco totalmente en estos momentos. 

Leer más...

Intentando coger el ritmo en el I Cross Batalla de la Albuera

     Llevaba un tiempo desaparecido del atletismo tras el fiasco de carrera en el Desafío de San Fernando. A partir de ese día me tomé un descanso deportivo absoluto de dos semanas y el retorno no ha sido fácil. Entrenamientos de 7 kms a 5:30 sin que las piernas puedan dar más. 


Leer más...

Desafío San Fernando para poner punto y aparte.

Este domingo me presentaba en el Cuartel de Botoa para correr la prueba de media maratón del V Desafío San Fernando. Hace ya algún tiempo un dorsal de un compañero quedó en el aire y yo, fruto de la buena forma que disfrutaba por entonces, decidí quedarme con él y cambiarle los datos a mi nombre.
Ahora, a estas alturas de temporada, en pleno mes de abril las condiciones físicas son totalmente opuestas.


Leer más...

Crónica del Cross Trashumancia (Valverde de Leganés). No la recordaba tan dura.

Uno de los motivos que nos mueve a correr una carrera que ya hemos realizado en otra edición es que, aquella vez,  nos saliera una buena carrera. Esto es lo que me empujó a decidirme a correr este domingo en Valverde, ya que el año pasado mis sensaciones fueron fenomenales y, además, hice podium.

Con los compañeros del Club antes de la salida
 
Leer más...

Crónica de la III Carrera Sierra de Montánchez. De nuevo en la montaña.

      Realmente esta carrera me caía a contrapie y no se presentaba en el momento idóneo. Recién salido de dos maratones prácticamente seguidas, dos semanas después me iba a meter 30 kms por montaña. Pero me lo tomé como un modo de correr divirtiéndome y sin objetivo ni presión ninguna. Desde hace dos semanas, que fue la maratón de Badajoz, prácticamente no había entrenado y estoy en modo relax. Así que en esta carrera la misión era correr por la naturaleza, seguir aprendiendo del trail y llegar a meta sano y salvo.

Buenas caras antes del comienzo

Leer más...

Crónica de mi 25º Maratón de Badajoz. 2:49:30 y 25º clasificado.

Pues ya hemos gastado el segundo cartucho que teníamos. El primero fue en Sevilla y este domingo en Badajoz. El objetivo de 2:45 se ha quedado lejos, pero como yo soy de ver el vaso medio lleno no cambio el guión de lo sucedido y me quedo con el balance de dos maratones en 21 días, en Sevilla 2:57 y en Badajoz 2:49.
 
CAB en maratón y media maratón
Lo de hoy era complicado. Al fin y al cabo somos amateurs, cada uno con su vida cotidiana familiar y laboral, y recuperarse al 100% de una maratón no se hace en tan poco tiempo, aunque la sensación era que las piernas ya se habían olvidado de Sevilla. Pero lo lógico es que salgan las consecuencias, como salieron finalmente. A decir verdad, esta mañana, antes de empezar, viendo el viento y demás hubiera firmado de cabeza hacer el tiempo que finalmente hice.

De salida corrí por sensaciones, como me propuse con antelación. Al primer km ya me encontré con quienes serían los protagonistas de mi maratón en Badajoz este año, los dos Antonios, uno Amaya y otro Dávila. A priori más fuertes que yo, pero pactamos pasar la media maratón en 1:23 y emprendimos viaje juntos.
 
pronto nos encontramos en carrera los Antonio y yo
El viento hizo acto de presencia, y aunque en principio no impedía correr, es un factor que te va mermando sin darte cuenta. En la Avda. de Elvas se notaba mucho en dirección a Portugal pero aguntábamos... ya veremos en la segunda vuelta. Los tres ibamos corriendo a la par, intercambiando impresiones de vez en cuando y a un ritmo entre 3:55 y 3:58. Detrás nuestro un grupo de atletas aprovechando nuestra estela y refugiandose del viento.

La primera vuelta fuimos juntos, sin más historia que manteniendo el ritmo y con buenas sensaciones. Me veía capaz de mantener el ritmo muchos km y cuanto más colchón ganara y más retrasara el bajón físico mejor marca en meta me aseguraba. Así, la media maratón la pasamos en 1:23:16. Todo iba según lo previsto y ahora empezaba la segunda vuelta que es donde realmente está la historia.


Nada más encarar esta segunda vuelta, en el Puente de la Universidad nos topamos con un viento de cara muy fuerte que impide hacer una zancada natural. El grupo que iba detrás nuestra ya se ha diluido y sólo queda un atleta más con nosotros. En la Avda. de Elvas el aire sigue siendo de cara y la sensación es que voy más fuerte que mis compañeros. Parece que se va a descolgar de mí y yo me voy a quedar con el atleta que nos acompañaba. Antes de llegar a la frontera vi que no era buena opción y decidí relajar un poco y mantenerme con los Antonios.

Al hacer el giro de 180º en la avenida, ya con aire favorable, Amaya intenta incrementar el ritmo y se adelanta unos metros. Yo me mantengo con mis sensaciones y ni lo intento. Por contra Dávila se descuelga unos metros. Ahora vamos corriendo en fila, pero unos metros unos de otros. 



Terminada la avenida, toca la subida del Vivero hacia el barrio San Fernando, en donde veo a mis padres y me animan. En esta zona desfavorable además da viento fuerte de cara otra vez. Amaya me dice que lo ha intentado pero sus piernas no han querido y corremos juntos de nuevo, aunque en el avituallamiento del km 30 se ha descolgado algo de mi y corro otra vez sólo.

Por ahora me encuentro bien. En la bajada de la Avda Carolina Coronado y el puente de Palmas (km 32) mantengo el ritmo de 3:55. Allí parte de mi familia me anima y me da un plus, pero voy corriendo solo. Al llegar a Puerta de Palmas y girar a la izquierda las piernas empiezan a estar muy pesadas.

El ritmo está ya por encima de 4:00. Me tomo el último gel como ayuda a este tramo que se va a hacer muy complicado. El promedio hasta ahora es de 3:56 y el tiempo en meta va a ser bueno aunque lo pasemos mal en este tramo final. Este tramo que comprende Circunvalación y Ronda Norte es muy frio y se hace muy largo. Por aquí ya he decidido no mirar el reloj y correr puramente por sensaciones.



Voy sufriendo, pero corremos a alrededor de 4:05. Al llegar a la autopista, la subida del periódico hoy es una bofetada en toda regla. El viento otra vez fuerte de cara (rachas de hasta 40 kms/hora). A esta altura me alcanza otra vez Antonio Amaya que me anima a seguirle pero prefiero correr por sensaciones y no cebarme, esperando terminar este tramo y recuperar algo en la bajada de la carretera de la Corte.

En este momento punto muy crítico que casi me hace abandonar la carrera. Cuando empezamos a bajar los edificios hacen embudo al viento y sigue dando de cara fuertemente. Siendo bajada la zancada cambia y el ritmo se incrementa, ambos factores hacen que mi isquiotibial derecho enciendan el "piloto rojo". Empiezo a notar tirante la parte trasera derecha superior de la pierna. Por momentos tira, por momentos desaparece, pero no tiene buena pinta. Empiezo a no verle solución y sólo no se va a quitar.


 Cuando terminamos la bajada y giramos a la izquierda empieza ya a doler. El sentir "crack" está cerca. Pocos metros antes de la señal de km 37 me tengo que parar a estirar unos diez segundos. Un chico que estaba de público se lamenta conmigo. ¡¡¡ no se me puede ir ahora que ya está casi terminado!!!  

Reinicio la marcha con cuidado y acortando la zancada. Parece que estirar a venido bien y el "piloto rojo" se apaga. Queda el tramo último de la carrera, ya huele a meta. Muy tocado físicamente afronto Ronda del Pilar, avenida de Colón y entramos en el barrio de Valdepasillas.

Parece que recupero un poco el tono. Corro cerca de 4:05 de ritmo y tengo fuerzas para llegar así a meta. Ya en el último km, a ritmo de 4:03 me alcanza Dávila y me comenta que va roto muscularmente (él también hizo Sevilla). Ya sólo queda entrar en meta de la forma más decorosa posible. Miro el reloj y veo que puedo llevar por debajo de 2 horas y 50 minutos. 
 
Celebrando la entrada en meta
Entramos en recta de meta, es momento de disfrutar, aunque no lo hago como yo quisiera pues voy buscando a mi familia y no termino de verla. Quiero entrar con mi hijo y sobrino en meta pero no los veo. Ya casi encima del arco de meta los veo y los animo a entrar conmigo como así fue. Así que final feliz viendo como se desarrolló la carrera y sus circunstancias. Tiempo de 2:49:30, siendo 25º clasificado y 8º de mi categoría.

Ya pasó todo. Ahora toca descansar y relajarse mentalmente. A dejar de preparar competiciones durante mucho tiempo y correr únicamente por disfrute.  

A continuación los datos de la carrera 
 
Leer más...

Sensaciones de cara a la Maratón de Badajoz

Estamos a las puertas de la Maratón de Badajoz. Quedan prácticamente horas y los nervios no han aparecido y no creo que vayan a aparecer. Realmente no hay motivos para ello pues aún no tengo claro con qué marca he de quedar satisfecho. Sí, cruzar la meta ya es para estar satisfecho, pero ya me entendéis.
 
Pase lo que pase celebraremos cruzar este punto
Leer más...

Carrera de la Mujer. Pasando revista a las piernas a una semana de la Maratón.

Estamos a una semana de la Maratón de Badajoz, y desde Sevilla los entrenos no han sido los mejores. Me he relajado porque mentalmente lo necesitaba y, salvo un día que los compañeros me engancharon, no he hecho nada de series, solo rodajes y no más de 10 o 12 kms.

Leer más...